sábado, 6 de febrero de 2016

La velocidad de nado: la Frecuencia de Brazada y la Longitud de Brazada (parte II)

"La amistad es un acuerdo perfecto de los sentimientos de cosas humanas y divinas, unidas a la bondad y a una mutua ternura". Cicerón.


Después del tostón que solté el otro día con la primera parte de la “Velocidad de Nado: la Frecuencia de Brazada (FB) y Longitud de Brazada (LB)”, hoy toca relacionar de una manera muy sencilla los conceptos que ya aprendiste con el anterior artículo y que configuran la velocidad de nado. Para ello vamos a observar a través de una simple gráfica como se relaciona la velocidad de nado, la FB y la LB:
Conclusión: optimizar la frecuencia de brazada y la longitud de brazada es fundamental para conseguir la mayor velocidad de nado. Más frecuencia de brazada de la debida y nuestra velocidad de nado disminuirá al no poder mantener la longitud. Más longitud de la debida y la frecuencia será tan baja que no estaremos en el máximo de la gráfica de la velocidad.

¡Así de sencillo en la teoría y así de complicado en la práctica!

No hay comentarios:

Publicar un comentario